Photobucket
Jonathan Cristaldo, delantero titular de Vélez y de la selección sub 20, con una total humildad y tranquilidad en su casa de Liniers se va acomodando para contestar las preguntas, soltándoles la mano a sus hermanitos y explicándoles que enseguida iba a volver.
Recordando sus primeros pasos iniciados en la cantera velezana dice: “Llegué a los 7 u 8 años, me trajo el padre de Walter Alcaraz. En ese tiempo era Baby. Después el técnico me llevó a cancha grande y me puso de 9”.
Desde chico siempre mostró sus cualidades como delantero. “Salí goleador 3 veces con 24 goles en cada torneo”, afirma. Si le dan a elegir una posición, elige la de 9. Para así hacer más fácilmente lo que más le gusta: Meter goles. Es por eso que dice: “A mi me gusta jugar bien de nueve. También, tirarme atrás, arrancar con pelota dominada. Pero hay partidos y partidos…”. Ídolo de Robinho y Ronaldo, (“Robinho porque es rápido y tira bicicletas y Ronaldo por la potencia, por cómo aguanta”, aclara), admite las comparaciones que se le hace con Carlos Tévez: “La verdad es que me han dicho mucha gente lo mismo. Ojala llegar a tener un poco de lo que tiene Tévez”-¿Siempre jugaste de delantero o algunos de tus técnicos en inferiores te pusieron en otra posición?
-Cuando era chiquito atajaba. Mi papá era arquero y me metía en el arco. Un día vino un chico, me vio atajando y me dijo que un amigo tenía un club. Entonces me llevaron a probar al club ese como arquero pero le dije que jugaba en el medio. Y me pusieron en el medio.
Siguiendo con su vida en las divisiones menores de Vélez, el Churri (apodo que surgió por la insistencia del abuelo para que su nieto coma churrasco) señala: “Era muy cargoso en inferiores, me echó el técnico de las practicas varias veces. Fueron esos dos años en los que me prendía en la joda. Ahí fue que me enseñaron a respetar a los demás. Carlos Amadeo en octava y séptima me ponía al banco y me calentaba, me ponía a llorar. Pero aprendí mucho”
No es fácil la vida para un chico que recién empieza a dar, si puede, sus primeros pasos en primera. En primer lugar, el embudo hoy por hoy es más exigente y no todos pasan. Y los que pasan, cada tanto pueden mostrar porqué pasaron. De sus compañeros en inferiores, Cristaldo dice: “Están Tobio, Despósito, Bella, Velásquez. Después hay un montón de chicos que no debutaron pero están en el plantel de primera.”

-¿Cómo asimilaste el año pasado subir y bajar de categoría en tan pocos meses?
-En la época que tuve que volver a quinta fue un momento malo de mi carrera. Yo estaba en sexta, subí a primera en junio. Después se fue Russo, vino La volpe y bajamos Timpanaro, yo, Panutto y los más chicos. El 2 de Enero empezaba la pretemporada y a mi no me dijeron nada, recién el primero me enteré por la radio que no iba a hacerla mientras estaba preparando el bolso, así que un bajón anímico importante. Como la pretemporada con la quinta empezaba el 17 y bueno, me fui un par de días de vacaciones y eso me ayudo a despejarme.

-Luego de haber debutado contra Central en el clausura del 2007 alternabas partidos en los que ibas al banco y en los que no. ¿Cuándo fue que te viste seguro en que por lo menos ibas a ir al banco?
-El día que debuté contra Central (NdR: el 22 de abril de 2007, Vélez 0 vs. Rosario Central 2, con La volpe como técnico), dije que ya esta, me tenía que poner las pilas… Por ahí me decía que podía bajar de nuevo, estaba mentalizado de eso. Ya una vez baje, y no me iba a hacer nada volver a bajar. Si tenía condiciones iba a volver a subir.

-Tuviste varios técnicos que te fueron marcando cosas en tu carrera: Russo, Lavolpe, Asad y Tocalli. ¿Qué podés decir de cada uno de ellos?
-El “Turco” te enseña mucho, más que nada las vivesas del delantero que de eso sabe un montón. Russo fue el primer técnico que me llevó a primera, fui al banco, no debuté pero fue el primero que confió en mí. Después bueno, La Volpe fue quien me hizo debutar y me puso medio de 8. Y Tocalli es el que me esta dando la confianza y me mete de titular.

-Además de jugar en Vélez, sos un jugador, creo yo, indiscutido para integrar el plantel de la selección sub 20. El año que viene en el verano se va a jugar el sudamericano y luego el mundial en Egipto. ¿Pese a que falta bastante para esas fechas, estás pensando en esos torneos?
-Por ahí se que si hago bien las cosas en el club creo que una citación voy a tener para aunque sea integrar un selectivo. Estuve en el amistoso contra Paraguay en Misiones. Ahora no estuve yendo, Hugo no me dejaba ir, por estar en el plantel de primera de titular, para cuidarme. Pero si, la verdad es que tengo muchas ganas de ir porque la selección es lo más lindo.

-En esta selección hay varios jugadores de Vélez, cosa que no suele ocurrir seguido. Vos, Bella, Despósito, Tobio, Bittolo, Velásquez… ¿Se hace mas fácil integrarte a un equipo en donde hay tantos conocidos?
-Por algo es la selección, hay cada monstruo que te dejan la pelota al pie. Igual tener varios compañeros ahí habla bien del club. Ahora estamos yendo 4.

-Para terminar, ¿cómo te ves en el futuro? ¿Cuales son tus sueños?
-Y un sueño… y el de todo jugador…

-¿Jugar un mundial y salir campeón del mundo?
-(Risas) Sí, jugar un mundial. Pero para mí, creo yo que lo mas lindo es ayudar a mi familia en la parte económica, irme a jugar afuera para eso. Es un sueño, para lo único que juego, para darle todo a mi familia

-¿Y te gustaría ir a alguna liga en especial como la de España, Italia o Inglaterra?
-Y una liga…me gusta la española y la inglesa.

-¿Un equipo?
-(Risas) ¡Y obvio, no me vas a decir uno cualquiera!… el Manchester y el Barcelona son los dos que más me gustan.
Luego de haber pronunciado la última palabra llegó la hora de la despedida, un chau, un abrazo fueron los últimos contactos. Contactos con un pibe humilde en su forma de pensar, con los pies en la tierra y con el deseo de llegar lejos para ayudar a los que desde su nacimiento lo ayudaron. Así fue que entró en su casa para estar con los suyos, con los que día a día comparte todo lo que le pasa, con los destinatarios de sus sueños, con los que son el motivo por el cual hoy juega en Vélez llevándolo a decir “para lo único que juego, para darle todo a mi familia”.

*Entrevista realizada en Octubre del 2008